Obra integral en Donostia

- 13/07/2016 - el Destacado, Noticias, Reformas, San Sebastián

Desde la primera reunión con los propietarios nos queda muy claro que la prioridad es encontrar una buena distribución. Tienen las ideas bastante claras para esta obra integral y así nos las transmiten. Debe haber una “zona pública” constituida por la cocina y el salón (donde también habrá un comedor),  que estén entrelazadas y que se favorezca la comunicación entre ambos espacios. Por otra parte, el dormitorio principal tiene que tener la zona de descanso, vestidor y un baño incorporado.

Para conseguir la distribución deseada, habrá que modificar sustancialmente la tabiquería existente.  Se creará un espacio común para toda la familia, unificando cocina, salón y comedor,  donde también poder recibir a familiares y amigos. La cocina y el salón estarán separados por una gran puerta de cristal corredera, que en caso necesario, dará cierta privacidad.

Avanzaremos hasta el pasillo para llegar a la “zona privada”;  nos encontraremos con un dormitorio y un baño a ambos lados del pasillo, y al fondo estará el dormitorio principal que será concebido a modo de suite tal y como se nos pide. Constará de la zona de descanso, una pequeña zona de trabajo, un vestidor y cuarto de baño.

Una vez conseguida la distribución definitiva entramos a trabajar la atmósfera del lugar. El cliente nos transmite que son “minimalistas” y que les gusta el blanco. Nosotros interpretamos que son partidarios de  los espacios sencillos y depurados, de manera que pondremos especial atención en los matices para así conseguir un espacio sencillo pero a su vez rico en detalles, que evite que sea un espacio “simple”. Para ello es vital la elección de los materiales y la iluminación. Para encalidecer la masa blanca que se aplicará a la totalidad de la casa,  se optará por un pavimento en tono madera natural. Este material se empleará en todo el piso, incluso en baño y cocina,  y el panelado de algunas paredes.  Como detalle conductor, la mayoría de las vigas de la casa se dejarán en hormigón visto,  y para acentuarlas se creará una serie de fosas de luz.

El resultado es una vivienda cómoda, espaciosa y luminosa.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



Instagram FacebookPinterest
info@apal.eus · 943 320 400 · Ametzagaña 7, 20012 Donostia [Mapa]